29 nov. 2012

Obra de la Semana: Catedral de Guadalajara (Jalisco)



Historia

La primera catedral fue construida en 1541 en lo que hoy es el templo de Santa María de Gracia. Esta iglesia estaba construida originalmente con adobe y techos de paja.
El 18 de mayo de 1561 se obtuvo la autorización por Cédula Real para edificar la iglesia Catedral, cuyo costo sería cubierto por la Real Hacienda, los encomenderos y los indios (disposición que no se cumplió del todo); así que el 31 de julio de 1561, Fray Pedro de Ayala quien fue el segundo obispo de la Nueva Galicia, colocó y bendijo la primera piedra de este bello templo.
A la ceremonia de esta colocación asistieron los cabildos eclesiástico y civil, la Real Audiencia y los nobles de la ciudad.


Hasta el día 30 de mayo de 1574 todo había transcurrido con normalidad, sin embargo, mientras se celebraba una misa, unos vecinos lanzaron unos disparos al aire en el corral contiguo, algunos cayeron en la iglesia y esta se incendió. La iglesia quedó semidestruida.
Por cédula real se obtuvo el dinero para la nueva catedral. La obra avanzó muy despacio, pues escasearon los fondos, mas para febrero de 1618 el maestro arquitecto Martín Casillas había llevado los trabajos a su término. Por fin en abril del mismo año se trasladó el Santísimo Sacramento, de la antigua iglesia a la nueva. En el año de 1818,un fuerte terremoto sacudió a la ciudad, y cuando este terminó había ocurrido una nueva tragedia: las torres y la cúpula se habían derrumbado. Fueron sustituidas por unas nuevas, mismas que también se derrumbaron por un posterior terremoto en el año de 1849. Las nuevas torres fueron construidas por el Ingeniero Arquitecto Manuel Gómez Ibarra, costando 33,521 pesos, se tardaron tres años en ser construidas y fueron terminadas en 1854. El Papa Pío XII la elevó al rango de basílica menor, dedicándola a la Asunción de María Santísima

Interior de la Catedral.

Actualidad

Actualmente de la iglesia catedral continúa en peligro: ha sido dañada por los sismos de 1932, 1957, 1979, 1985, 1995 y 2003. Entre las amenazas que sufre se encuentran: la ligera inclinación de la torre norte, su ligero hundimiento y el daño estructural que ha sufrido la cúpula, entre otras. Ya que que las vibraciones constantes de los vehículos que circulan por el túnel que corre bajo la avenida Hidalgo están dañando la estructura del edificio y de la torre del lado Norte, que colinda justo con esta vialidad.
La catedral ocupa un área de 77.8 x 72.75 metros. Contiene altares dedicados a Nuestra Señora de la Asunción, Nuestra Señora de Guadalupe, Nuestra Señora de los Dolores, la Virgen de Zapopan (patrona de Guadalajara), Santo Domingo de Guzmán, San Nicolás de Bari, Santo Tomás de Aquino, San Cristóbal, San Juan de Dios. Hay 52 asientos de madera tallada además de la silla cardenalicia. La mesa de consagración es de mármol y plata. Los vitrales de colores son importados de Francia.
También se encuentran imágenes de Nuestra Señora de los Dolores, Del Cristo de las Aguas, entre otras. Asimismo, la catedral alberga reliquias de la mártir romana Santa Inocencia. Tres cardenales están sepultados en la catedral, así como varios obispos de la diócesis e incluso el corazón de un prelado muy conocido, el obispo Ruiz de Cabañas y Crespo, fundador del Hospicio que hoy es el Centro Cultural que lleva su nombre.





La razón de porque cree un post un poco mas largo a los habituales es porque La Catedral de Guadalajara es uno de los edificios más representativos de la ciudad, no sólo por sus torres con agujas neogóticas, sino porque tiene una gran historia.

No soy muy apegada a la iglesia, pero si he de reconocer que este es una de las obras mas bellas que he visto, obviamente, es mucho mas bella por dentro. Al ver este edificio no puedo evitar pensar en cuanto tiempo se tardaron en hacer cada uno de los detalles que lo adornan, y cuando comprendí que en realidad fue mucho tiempo, fue cuando comencé a respetar mucho mas este bello recinto.

Para quien tenga las posibilidades de viajar, les recomiendo nuevamente visitar Guadalajara, porque es una ciudad que en verdad tiene mucho que ofrecer, y realmente vale la pena ser visitada.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Encuentras todas las entradas por categoría o autora específica:

Seguidores