20 jul. 2013

Película de la semana: Blade Runner



Transcurre el año 2019 en un horizonte de Los Ángeles plagado de avances tecnológicos sorprendentes y una forma de vida humana muy evolucionada, la cual ha superado los límites del planeta Tierra conquistando planetas vecinos.
Pero éstos planetas no son colonizados por humanos, sino por los replicantes, seres nacidos de la ingeniería genética creados únicamente para ser esclavos, pero que tienen toda la apariencia de seres humanos (física, psicológica y emocional) pese a ser más fuertes y ágiles. Debido a algunas de estas mismas características, su acceso a la Tierra está terminantemente prohibido, y para la garantía de esa prohibición trabaja un grupo de policías llamados Blade Runners.
Rick Deckard pertenece a tal cuerpo y un día le delegan la misión de retirar a tres replicantes (Pris, Roy Batty y Zhora) que se han dado a la fuga y han ingresado al planeta Tierra.

Estrenada en 1982, Blade Runner es considerada una joya de la ciencia ficción, está parcialmente basada en un libro de Phil K. Dick que se llama "¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?" aunque, como ha pasado en otros casos, lo eclipsó. Tuvo varias nominaciones, entre ellas dos al Óscar, con el nombre de Blade Runner se le conoce en la mayoría de Latinoamérica y Europa, en Venezuela recibe el nombre de El cazador Implacable.
Blade Runner me gusta por la capacidad envolvente que tiene su ambiente distópico, su música me parece excelente con referencia al mismo contexto de su trama, sin embargo me atrae esencialmente por el cuestionamiento del ser denotado en algunas escenas con Rachel y en la escena de la persecución de Roy en lo alto del edificio. Esa me es especialmente grata, además, por la reflexión sobre el determinismo y la muerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Encuentras todas las entradas por categoría o autora específica:

Seguidores